Hoy es difícil encontrar una marca que no coopere con los bloggers. Cuando se menciona la frase "colaboración con bloggers", la mayoría de las veces viene a la mente un influencer con muchos suscriptores y grandes cantidades de dinero que habrá que gastar para que este haga una publicación en su blog.

Pero, en realidad, hoy todo funciona de otra manera. La audiencia está cansada de la publicidad intrusiva de los principales bloggers. Hoy en día, los usuarios están más inclinados a seguir y confiar en los bloggers más pequeños, los microbloggers. Los microbloggers crean a su alrededor una pequeña comunidad a partir de una audiencia que confía en ellos. La publicidad en este tipo de blogs es mucho más efectiva y económica.

Pero, ¿Qué deben hacer las marcas? ¿Cómo calcular el presupuesto para cada blogger? ¿Cómo coordinar las publicaciones con cada uno de ellos? ¿Cómo medir los resultados?

De hecho, todos estos problemas se resuelven mediante plataformas de blogs como DRIM. Nuestra plataforma se especializa en trabajar con microbloggers utilizando el modelo de pago CPA.

Digamos que atraemos a 1.000 bloggers para que colaboren en tu proyecto. Cada uno de los bloggers hace una publicación. Terminarás con 1.000 publicaciones. ¿Cuánto pagas por esto? Nada.

Al trabajar con el modelo de pago CPA, las marcas no pagan por la publicación, sino por la acción objetivo (compra, descarga, registro, etc.). El precio de cada acción objetivo y el método de seguimiento se establecen de antemano.